rss
youtube
vimeo
twitter
facebook
blog viajes español
blog viajes english

Visitar el Parque Nacional de Tikal en Guatemala

Guatemala es un país de bellos paisajes, rica historia y misteriosas leyendas. Uno de sus principales atractivos es el Parque Nacional de Tikal; declarado Patrimonio de la Humanidad este lugar alberga uno de los mayores yacimientos arqueológicos de la civilización maya precolombina. Este parque se encuentra en la región de Petén en Guatemala y tiene una extensión de 576 kilómetros cuadrados. La antigüedad y majestuosidad de las ruinas de Tikal cautiva a cualquiera, si usted va a viajar a Guatemala no puede dejar de visitar el Parque Nacional de Tikal.

Historia de Tikal:

Tikal fue la capital de un poderoso reino beligerante maya que tuvo su apogeo en el Período Clásico, entre el 200 y el 900 D.C. Durante estos años la ciudad dominó gran parte de la región maya e incluso interactuaba con otras regiones en Mesoamérica y con Teotihuacán en México. Gracias al descubrimiento de numerosas tumbas, templos y palacios la historia de Tikal se conoce mejor que la de ninguna otra ciudad maya. La ciudad fue abandonada por sus habitantes en el siglo X y se mantuvo oculta hasta 1848 cuando fue redescubierta por Ambrosio Tut, “un chiclero”. El descubrimiento fue publicado por la Academia de Ciencias de Berlín y a partir de este momento numerosos investigadores comenzaron a viajar a la zona para conocer la ciudad perdida. La Universidad de Pennsylvania y el Gobierno de Guatemala se encargaron de restaurarla para convertirla en uno de los centros turísticos más visitados de América.

Recorrida por el Parque Nacional de Tikal:

Una recorrida por el Parque Nacional de Tikal le llevará todo un día o incluso dos, pero no se preocupe porque existen zonas especiales para acampar y tres hoteles en el área protegida, además de comedores y restaurants. Dentro del parque encontrará impresionantes templos, plazas, altares, pirámides y palacios inmensos que lo dejaran atónito. Es difícil decidir por donde empezar este viaje al pasado, vaya por donde vaya encontrará algo interesante que ver y sobre lo que aprender. Aquí le mencionaremos algunas de las estructuras que no puede dejar de ver si viaja a Guatemala y se encuentra en el Parque Nacional de Tikal.

Una de las primeras reliquias que verá al recorrer el parque será la Gran Plaza de Tikal, ubicada en el centro de la ciudad posee una pequeña pista del juego de pelota, un juego muy practicado por los mayas en la antigüedad cuya tradición continúa hasta el día de hoy. Se encuentra rodeada por dos grandes templos y limita al norte y al sur con la Acrópolis Norte y la Acrópolis Sur respectivamente. La majestuosa Acrópolis Norte es una de los conjuntos arquitectónicos más estudiados de la región. En el apogeo de la ciudad de Tikal funcionaba como complejo funerario de la dinastía gobernante, con cada entierro real se añadían nuevos templos a las estructuras más antiguas. Tampoco puede dejar de conocer el Templo IV, esta es la estructura precolombina más alta de Tikal y de toda América. El ascenso por los escalones de madera es muy disfrutable y excitante sobretodo por saber lo que aguarda en la cima: una panorámica bellísima de las demás ruinas y de la inmensa selva de Guatemala. Una vez allí le será difícil bajar ya que la sensación de estar contemplando los restos de la ciudad a sus pies es indescriptible. El Templo IV se erige sobre una gran pirámide al igual que los otros cinco templos que han sido descubiertos durante las excavaciones. Se estima que cada uno de ellos fue construido en tan solo dos años. Otra peculiaridad de las pirámides es que sus paredes funcionan como amplificadores del sonido al punto de que la voz de una persona en una pirámide puede ser escuchada desde otra pirámide a una gran distancia. El área también cuenta con dos museos en los que podrá encontrar las estelas y cerámicas más valiosas de Tikal.

Si desea más información antes de visitar el Parque Nacional de Tikal en Guatemala no dude en adquirir la guía de Tikal de Michael Coe en la entrada del parque o en los hoteles y restaurants locales. Es una guía breve y concisa que además incluye un mapa para orientarse en la inmensidad de Tikal. Si desea visitar el Parque Nacional de Tikal en una noche de luna llena puede pedir autorización en la oficina de administración. Las ruinas mayas lo esperan para que se sumerja en la historia de una de las civilizaciones más desarrolladas e intrigantes de la América precolombina.

 

También te puede interesar

Aventura del mundo maya en Petén, Guatemala
A lo largo y ancho del territorio Guatemalteco se respira el rico patrimonio histórico, cultural y natural....
Descubra las ruinas de Angkor Wat en Camboya
Angkor Wat es uno de los monumentos religiosos más grandes, hermosos y mejor preservados del mundo,...
Lugares imperdibles en Latinoamérica
El turismo por Latinoamérica no termina en Rio de Janeiro y Machu Picchu. Existen un sinfín de destinos...
A rienda suelta por el río Usumacinta
El río Usumacinta (que significa Mono Sagrado) es el más caudaloso de México, uniendo los estados...
join universe